La fotodepilación médica de alta gama

La fotodepilación bajo control médico es la mejor opción para acabar con el vello y el pelo corporal. El sistema garantiza unos resultados de larga duración, que pueden considerarse casi definitivos. Las ventajas de la fotodepilación frente a otros métodos son numerosos resulta más duradera, evita las foliculitis sobre todo en axilas y engonals y, menos dolorosa.

La fotodepilación es tan efectiva porque actúa selectivamente sobre el pigmento del folículo piloso, la melanina, debilitando la raíz del pelo, así como los vasos sanguíneos que lo alimentan sin alterar la epidermis.


En Cànons Clinics, centros especializados en Cirugía y Medicina Estética trabajamos con un revolucionario láser únicamente utilizado por médicos especialistas en tecnología láser. Este combina el láser Alejandrita de alta energía con el sistema GentleASE, mejorando la seguridad en la fotodepilación. No sólo la energía del láser se transforma en calor para actuar eficazmente en la base del pelo corporal, sino que la piel está protegida mediante el denominado Dynamic Cooling Device (DCD), un dispositivo que enfría las capas superiores y mejora la experiencia los pacientes. El tratamiento lo realizamos bajo supervisión médica por lo que inicialmente hacemos un test de prueba a todas las personas, hombres o mujeres, que quieran eliminar su vello o pelo corporal. A partir de la respuesta positiva, y en función de las áreas a tratar y, del tipo de pelo y piel, se establecerán la cantidad de sesiones necesarias así como su duración.


Hay que tener en cuenta que el tratamiento sólo resulta eficaz sobre el pelo en su fase inicial de crecimiento, lo que hace que sean necesarias varias sesiones. La duración de cada una de ellas es variable dependiendo de la zona a tratar.


El tratamiento de fotodepilación se puede iniciar la adolescencia a partir de los 16 años sin problemas y, siempre bajo indicación médica y con el consentimiento paterno.

También, es imprescindible seguir una serie de recomendaciones antes y después del tratamiento como no exponerse al sol ni rayos UVA, no tomar ningún tipo de medicación fotosensibilizante entre otros.

Por experiencia sabemos que los mejores meses para someterse a un tratamiento completo de fotodepilación son precisamente los fríos, el otoño y el invierno de manera que en verano ya esté finalizado el tratamiento.


En Cànons Clinics, centros especializados en Cirugía y Medicina Estética le ofrecemos la 1 ª visita gratuita sin compromiso y, le informaremos de nuestros abonos y Cheques Regalo.

Publicada en Revista del Vallès octubre 2011

Dr. Víctor Hernàndez Machado Da Costa
Cirujano Plástico, Estético y Reparador
Dtor. Médico Cànons, centros especializados en Cirugía y Medicina Estética

About the Author

The Author has not yet added any info about himself